PREVENCIÓN DE LA DESNUTRICIÓN INFANTIL: UN COMPROMISO DE LA EEQ CON EL PAÍS Y CON LAS FAMILIAS DE SUS COLABORADORES

11/07/22

Limpia y alegre, la guardería que acoge a hijos pequeños de los colaboradores la EEQ, emana vida. Es el Taller Infantil Mekanos, lugar en el que la EEQ lleva a cabo una de las etapas del Programa de Prevención de Desnutrición Infantil. De esta manera, la EEQ aporta al objetivo nacional del Gobierno de prevenir y erradicar la desnutrición infantil.

En esta ocasión, un equipo médico de la Empresa y trabajadoras de la guardería, miden peso y talla de cada uno de los 64 niños y niñas que están al cuidado diario del personal del Taller Mekanos.

El objetivo de esta actividad es constatar el progreso de cada uno de los niños, sobre la base de que la etapa entre 0 y 6 años es el periodo que define el desarrollo infantil integral; por tanto, un ambiente afectivo y natural sano, una dieta balanceada, los estímulos adecuados y la consulta periódica con profesionales son las condiciones indispensables para sentar las bases del óptimo desarrollo de los niños.

Yanitzia Karolys, Directora del Taller, explica: "Para nuestro objetivo de proveer las mejores condiciones de desarrollo a los niños, contamos con un trabajo en equipo con los padres de familia. Es importante que se consulte con profesionales el tipo y calidad de la alimentación. Aconsejamos a los padres incluir proteínas, lácteos, frutas, evitar comida chatarra y alimentos procesados, a lo que se suman el aseo y la práctica de deportes".

En Mekanos se elaboran menús de acuerdo con los requerimientos de una nutricionista. Estos menús son revisados por una pediatra, luego los aprueba la nutricionista de la EEQ y así se procede a proveer la alimentación.

"El equipo médico de Mekanos realiza el seguimiento a la curva de crecimiento de los niños y los resultados se envían a los padres de familia. En algunos casos, la pediatra puede solicitar que la alimentación se complemente con vitaminas o, en caso de peso inadecuado, da recomendaciones sobre la dieta del niño. Además, una vez al año se hacen exámenes de laboratorio", explica Yanitzia.

Es importante destacar que estos estudios han permitido determinar que ningún niño o niña se encuentra en estado de desnutrición. Los pocos casos de situaciones de niños en peso límite, alto o bajo, han sido solucionados a tiempo gracias a este seguimiento permanente de la salud de los niños.

El próximo paso es la realización de un estudio de las condiciones de salud de los hijos e hijas de los colaboradores, de entre 0 y 5 años, que no asisten a la guardería Mekanos. De esta manera, la EEQ garantizará el cumplimiento del objetivo de prevenir la desnutrición infantil en el entorno vital de los trabajadores de la Empresa.

Preparación especializada en el personal que atiende a los niños en la guardería.