CONTROL Y MANEJO DE GALLINAZOS EN TRES CENTRALES HIDROELÉCTRICAS DE LA EEQ

5/10/24

A partir de la inadecuada gestión integral de residuos sólidos y de la agresiva invasión de sus hábitats naturales, en la actualidad, los gallinazos conviven en zonas urbanas junto a los humanos. Es común observar a grupos de esta especie de origen silvestre merodeando por rellenos sanitarios, ríos, quebradas y demás lugares en donde las personas depositan desechos. Esta es una de las principales causas para que en las centrales hidroeléctricas de Guangopolo, Nayón y Cumbayá de la Empresa Eléctrica Quito, EEQ, se encuentren cerca de 300 ejemplares de cabeza negra.

En Guangopolo se concentra el 90% de estas aves rapaces debido a que se nutren de los desechos que circulan por la corriente del río San Pedro. Esta disponibilidad de alimentos hace que los gallinazos ajusten sus lugares de descanso y dormideros cerca de la infraestructura de la empresa. Para conocer cómo realizar un manejo adecuado de esta especie carroñera la EEQ contrató una consultoría con Faunaetus.

Precisamente en el "Estudio para el manejo y control de la población de gallinazos dentro de las áreas de influencia de las centrales hidroeléctricas de Guangopolo, Nayón y Cumbayá pertenecientes a la EEQ", se recomienda un trabajo integral con las comunidades, instituciones públicas, privadas y gestores de fauna. Además, se sugieren técnicas para el control y manejo.

Los gallinazos ayudan en la reducción de los focos de infección provenientes de animales muertos por enfermedades. Sin embargo, en las instalaciones de la EEQ provocan desconexiones y daños físicos en la infraestructura, por ello la preocupación de la institución en solicitar el apoyo de especialistas externos, para de forma técnica, reducir las incidencias.

 

CONTROL Y MANEJO DE GALLINAZOS EN TRES CENTRALES HIDROELÉCTRICAS DE LA EEQ